Soul Calibur II

Soul Calibur II

Soul Calibur II

Una de esas sagas que han conservado su esencia inicial a pesar de los saltos de generación es Soul Calibur. En 2003 veía la luz el tercer juego de la saga, siendo el primero Soul Edge y el segundo Soul Calibur, lanzado para las versiones arcade y Dreamcast, cuya entrega mitificó a la saga. Curiosamente, Soul Calibur II apareció un año antes para recreativas que para las consolas de sobremesa, GameCube, PS2 y Xbox.

Pantalla de seleccion de personajes

Pantalla de selección de personajes.

Desde esta segunda entrega Namco incluyó personajes exclusivos dependiendo de la versión de la plataforma. Así, los usuarios de PS2 puedieron contar con un personaje de la saga Tekken como Heihachi, en GameCube podíamos disfrutar de Link (Legend of Zelda) y en Xbox se añadió a Spawn.

Los argumentos en los juegos de lucha nunca suelen ser nada del otro mundo. En este caso, la trama se centra en la Soul Edge, una espada diabólica que tiene el poder de absorber las almas de sus enemigos, así como de corromper el alma de su portador, si no tiene un gran poder mental. Algunos de los personajes buscan poseerla, ya que otorga el poder absoluto y la vida eterna,  otros destruirla para evitar que el mundo sea un caos.

Namco recicló de la anterior entrega la fórmula que consagró a la franquicia, eso sí, con mejoras. Así se repite el modo de pelear y el Soul Charge, que incrementa el daño que podemos provocar  a los rivales, y persisten las útiles y variadas presas según la posición en la que se encuentre nuestro personaje.

Soul Calibur II recoge los modos de juego que se añadieron para la versión de Dreamcast en el anterior título. Algunos de ellos son Supervivencia, en el que tendremos que sobrevivir al mayor número de combates sin que se nos regenere la vida, o el Contrarreloj, donde tendremos que abatir a los rivales en el menor tiempo posible.

En este título se incluyó el modo Extra, que no tiene nada de especial, ya que se repiten los anteriores con la particularidad de que podemos personalizar a nuestros personajes con las armas que consigamos en el Maestro de Armas.

La contienda comienza...

La contienda comienza…

Tampoco faltan los modos Lucha VS individual o por equipos, así como el habitual modo Arcade, típico en todos los juegos del género de lucha, en el que tendremos que superar 8 niveles en los que se nos cuenta la historia de cada personaje y sus intenciones respecto a qué hacer con la Soul Edge.

Sin embargo, el modo más atractivo y que da más vida al juego es el denominado Maestro de Armas, que simboliza al modo historia. En él nos narran una historia mientras superamos un mapa a modo de mazmorra en el que cada batalla nos presenta unas condiciones adversas que debemos superar, desde tirar a un enemigo del ring a eliminar a X número de rivales. Según vayamos avanzando podremos conseguir oro con el que comprar armas y trajes alternativos.

El elenco de luchadores aumenta en este título hasta 24, con 6 nuevos personajes: Cassandra, Yungsung, Talim, Raphael, Charade y Necrid, y un bonus de tres personajes genéricos (Berserker, Lizardman y Assasin), que se vieron sólo en la edición europea y americana.

Uno de los aspectos más destacados de Soul Calibur II es la suavidad a la hora de controlar el personaje, la capacidad de reacción a las órdenes que le damos y que sigue manteniendo su principal característica como juego arcade que es, la sencillez de los controles que, por supuesto, podemos personalizar.Talim y su doble cuchillo

El número de movimientos es bastante extenso. Podremos utilizar combos de dos o tres botones muy asequibles u otros bastante más complejos de ejecutar, pero que serán asombrosos gráficamente y muy efectivos contra el rival.

En cuanto al apartado gráfico, podemos decir que Soul Calibur II es muy vistoso. No posee mejoras apabullantes respecto a su anterior entrega en Dreamcast, pero cumple con las espectativas, ya que mejora los escenarios, con los que se puede interactuar en una pequeña parte, y lo demostra con buenas cinemáticas, que una vez conseguidas podremos ver cuando queramos en el modo Museo. Hay que decir que la versión de Nintendo está mejor cuidada que las otras dos.

El sonido no destaca por su originalidad, los efectos quedaron logrados, pero a veces pueden resultar demasiado histriónicos. La banda sonora es aceptable, aunque no sumerge del todo en el combate, a diferencia de otros juegos del mismo género.

Sin embargo, y pese a sus pequeñas taras, Soul Calibur II es un título a tener en toda colección por ser la continuación de una saga de lucha de grandísimo éxito y, sobre todo, un proyecto que Namco ha sabido madurar y mejorar a lo largo de los años.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en GameCube, PS2, Xbox y etiquetada , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s