Ninety Nine Nights

n3

Microsoft Games Studios nos presentó Ninety Nine Nights en 2006 para Xbox 360, al poco tiempo de lanzarse la consola, un beat ’em up que nos ofrecen la posibilidad de manejar a los elegidos por el bando de la luz y de la oscuridad en una batalla por conseguir los dos orbes que acabarían con el mundo hasta entonces conocido.

n3-ninety-nine-nights

Myifee será uno de los 7 personajes controlables.

Al principio sólo podremos manejar a Inphyy, que peleará con su hermano, Asphar, para ser el general del ejército de los Caballeros del Templo. Su personalidad egoísta y despiadada, pero al servicio de los ideales de guerra que defiende, hará que caiga mal a la mayoría de jugadores. Todo lo contrario representa su hermano Asphar, bondadoso y compasivo con sus aliados y enemigos, al principio.

El juego también ofrece la posibilidad de jugar y conocer la impresionante historia del bando contrario, encarnado en el goblin blanco Dwingvatt, que pierde a su hermano por culpa de una guerrera de armadura carmesí y que intentará vengarlo mostrando la crueldad que desprende la raza humana.

El juego en sí se hace repetitivo, ya que la única mecánica de Ninety Nine Nights consiste en acabar con centenares de soldados enemigos con los diversos combos y habilidades especiales específicas de cada uno de los protagonistas.

Tendremos que abatir a cientos de enemigos en cada misión.

Para ello contaremos con dos tropas que podremos manejar con la cruceta de dirección dándoles órdenes: podemos elegir entre infantería, infantería pesada, lanceros o arqueros. Sin embargo, no nos resultarán de demasiada ayuda, puesto que la mayor parte del trabajo tendremos que hacerlo nosotros, ya que tanto la Inteligencia Artificial (IA) aliada como enemiga están poco trabajadas.

Recorrer cada una de las fases nos llevará bastante tiempo, sobre todo si queremos recolectar ítems que nos ayudaren a mejorar los estatus del personaje, así como cambiarle el arma. Es de agradecer que al menos durante los largos trayectos la banda sonora sea excepcional.

Uno de los puntos negativos de Ninety Nine Nights es que no hay puntos de control durante las fases, ya que, si por ejemplo, hemos estado pasándonos una fase durante una hora y caemos ante el jefe final, tendremos que empezar la misión desde el principio. Esta característica hará que probablemente desistamos de pasarnos el juego en más de una ocasión.

n3video

El apartado gráfico es uno de los puntos fuertes de N3.

La duración del juego, a pesar de no ser demasiado extensa, se hace larga, sobre todo si queremos completar  los 10 logros con los que cuenta Ninety Nine Nights. Uno de ellos es subir a todos los personajes al nivel 9 (el máximo), otro es completar la misión final de Inphyy, que se desbloqueará cuando nos hayamos pasado todas las misiones con los 7 personajes, y que nos enfrentará al verdadero enemigo del juego, al señor de las Noventa y Nueve Noches.

El aspecto más destacado de Ninety Nine Nights es, sin duda, la cuidada estética del universo y de todos los personajes y enemigos. Sin embargo, a pesar de que Ninety Nine Nights es un juego entretenido por un tiempo, deja bastante que desear a nivel jugable.

Follow @elasdelmando

Anuncios

Acerca de Daniel Núñez

Licenciado en Periodismo por la Universidad Complutense de Madrid que intenta compartir con los demás su pasión y dedicación (desde los 3 años) por los videojuegos.
Esta entrada fue publicada en Xbox 360 y etiquetada , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s